Cuando compre el vuelo de Santiago a Calama pensaba estar poco tiempo en Bolivia me imaginaba que haría solo el salar y termine recorriendo toda la reserva con sus desiertos y lagunas por lo que no tuve mucho tiempo en Atacama o más bien en San Pedro de Atacama, el primer día dormimos y recorridos Calama antes de irnos a Bolivia así que San Pedro tuvimos el honor de conocerlo luego de los días en Bolivia, nuestros cuerpos estaban Felizmente cansados y digo feliz porque no hay cómo no estarlo luego de ver y vivir tantas cosas lindas, al llegar a San Pedro supimos cual era el verdadero significado de calor y sequedad, crecí y vivo en una ciudad muy calurosa pero húmeda hay dias que ni bien te bañas sientes que fue de por gusto porque al poco tiempo ya estas sudando y eso es horrible, pero San Pedro es de esos lugares que sientes que te está quitando el líquido del cuerpo, recuerdo haber dicho “nunca más me quejaré del calor de Guayaquil” cosa que no he cumplido, cuando ves San Pedro frente a frente te das cuenta que las fotos de los viajeros no mienten, esta parte de Chile es una cara muy diferente al Chile central lo que para mi lo hace hermoso, un país que tiene diferentes regiones con tanto contraste en definitiva vale la pena; no dejaba de admirarme como cambiada el cielo solo al cruzar la frontera, era algo de locos, literalmente de un lado de las montañas era Bolivia y del otro era Chile y las nubes llegaban tal cual frontera solo hasta el lado boliviano, San Pedro y sus alrededores representaba un cielo totalmente despejado, un calor extremo y unos paisajes únicos, desierto puro, donde aprendes la enorme importancia de una botella con agua, apenas llegamos a San Pedro, fuimos a dejar nuestras cosas al hostal, contratar un tour por el valle de la muerte y el valle de la luna y de extra un tour astrológico en la noche, era el sueño de mi compañera de viaje y a mi no me disgustaba para nada, así que era un buen plan de viaje, le sacamos el jugo a nuestro día, luego de contratar los tours, nos fuimos a comer, me pedí la famosa carne mechada con puré de papa, y que suerte porque estaba deliciosa y para ser San Pedro encontramos un lugar lindo y a buen precio 4.500 pesos chilenos, luego de comer y comprar agua y peinilla (la mía se destrozó en Bolivia) nos fuimos un rato a descansar al hostal hasta la hora del tour.

El tour lo hicimos en una combi o furgoneta con aire acondicionado (gracias a Dios) a recorrer el valle de la luna y el valle de la muerte o valle de marte y ver la cordillera de sal, ¡de locos muy bacán! se imaginan todo eso hace millones de años estuvo debajo del mar y ahora uno puede estar en cuevas de sal, literal caminar debajo de cristales de sal y escalar para ver paisajes únicos; aunque luego de días tan agotadores, mis piernas no estaban tan animadas a caminar pero el espíritu si que lo estaba, créanme van amar el contraste de los colores entre el cielo y la tierra, todo el cansancio y extremo calor valdrán la pena, algo que nunca olvidare de ese día, es poder ver el atardecer a las 9 pm en la duna mayor, sentir el viento frío, el silencio externo e interno, es de esos momentos donde te sientes uno solo con la naturaleza, donde tu ser empieza a comprender cosas que de seguro antes ni si quiera te habías preguntado, se siente una conexión espiritual única, tu cuerpo y mente obtienen esa paz tan necesaria, y comprendes que ese momento es una de las cosas más ricas de viajar, sentirte uno solo con la creación, no solo admiras, eres parte de todo eso. Después del atardecer se había terminado nuestro tour, así que regresamos a San Pedro, si me preguntan ya de por si este día había sido extremadamente rico y mágico, pero es mas rico saber que aun no acababa y la noche nos traía más sorpresas.

Al llegar a San pedro, fuimos a hacer compras de artesanías, Ericka tenía su vuelo muy temprano por lo que no tendría tiempo de comprar al día siguiente, compramos varios recuerdos para nuestras familias, al salir de la tienda de artesanías, vi una mujer que vendía a los locales, sándwiches y colada, a mi me encanta comer lo que los locales comen, sobre todo si es a tan buen precio (2000 pesos chilenos), aunque yo compre, Ericka no tenía ganas de algo así, si no, un plato un poco más elaborado por  lo que  luego de mi cena callejera, nos fuimos a un restaurante para que Ericka cene, se pidió un pollo con ensalada delicioso y para cerrar un helado de una especie local (rica rica), que helado para mas bueno, estábamos muy cansadas pero disfrutando de cada momento de ese día, después de eso nos fuimos a dejar nuestras compras al hostal y a prepararnos con una vestimenta adecuada para ir a hacer nuestro tour astronómico, nos abrigamos bastante bien y salimos en búsqueda de nuestro cierre de oro, al llegar a la agencia tuvimos que esperar un poco lo cual nos sirvió para conversar con otros viajeros (particularmente es algo que me gusta), compartimos un buen rato con una señora y su hijo, ambos de Guatemala, hablando de todo un poco y sobre todo conversando de Guatemala, me encantan las personas que te quieren meter el bichito viajero de ir a sus países, lo cual en mi caso no es muy difícil y mas con Guatemala que para ser sincera es un destino pendiente; al poco tiempo dos combis nos fueron a recoger para ir a las afueras de San Pedro, la Agencia “una noche con las estrellas” te ofrece una clase de astrología única en pleno desierto y no cualquier desierto el desierto que tiene el cielo más despejado del mundo, estábamos muertas de frío, aunque estábamos abrigadas y nos habían dado mantas, todos estábamos con frío pero feliz de compartir una noche bajo miles de estrellas, entre las tantas cosas que aprendí, me dijeron que las estrellas fugaces no existen, son solo pedazos de rocas que rozan la atmósfera y es lo que nosotros llamamos estrellas fugaces, por parte que decepción para mi, por otro lado siempre quise ver una, y esa noche vi tres así que a pesar de todo me daba por satisfecha, también vimos galaxias, tenían varios telescopios de diferentes tamaños y con cada uno nos enseñaban algo nuevo, todos estábamos tal cual niños muy emocionados por cada cosa que podíamos observar y que podíamos aprender, sin contar que ver las estrellas con una taza de chocolate y una manta caliente es más que un buen plan, luego de esta noche tan mágica nos fueron a dejar a nuestro hostal, y cerramos nuestros ojos para descansar y seguir viendo estrellas en nuestros sueños.

Muy por la mañana Ericka se despidió de mí, su transfer ya la había ido a recoger al hostal, nos despedimos con un abrazo, esperando volver a vernos pronto, yo aún algo dormida, de hecho ni bien me despedí, volví a la cama, tantos días intensos en medio de lagunas, alturas y desiertos, me estaban pasando factura, así que descanse un poco más, mi vuelo era de tarde, había coordinado con la dueña del hostal desocupar la habitación al medio día pero dejar mi mochila en la bodega para poder salir a recorrer, así que luego de que Ericka se fue, dormí un par de horas y salí a recorrer, y que suerte que lo hice, San Pedro estaba de fiesta, habían llegado personas de Perú y Bolivia a celebrar la fiesta de la Virgen de Guadalupe, toda la comuna estaba muy colorida, los niños jugando en la plaza central, músicos recorriendo las calles, bailarines acompañando a los músicos, niños escribiendo los buenos deseos para la Comuna, era una fiesta y yo tenía el lujo de verla, estaba asombrada de cómo podían tener esos trajes tan calurosos en un lugar como San Pedro, pero ante las costumbres y los actos de Fe, uno solo observa y aprende, ame sentir la unión de estos tres países por medio de sus costumbres;  luego del recorrido, los bailarines y los músicos fueron a la Iglesia de la Comuna a recibir la misa, donde luego ni bien terminó la misa, recorrieron las calles, llevando a la virgen, bailando y entonando música, todos muy alegres, yo observando todo bajo los algarrobos de la plaza, pensando en la suerte que había tenido de que mi vuelo sea más tarde.

También te pueden interesar...

Tenemos muchos videos de aventuras y viajes, u otros artículos para seguir saciando tu sed por viajar.

8 lugares de Nueva Zelanda para no creer

Nueva Zelanda se ha caracterizado por ser un país de una belleza inconmesurable, repleta de paisajes y actividades para realizar, además, desde hace varios años, ha sido uno de los destinos migratorios más cotizados por los latinos, debido a su seguridad, tranquilidad...
Read More

Las 10 playas mas hermosas del mundo

Cuantas veces hemos soñado (sobre todo en momentos de estrés) en relajarnos en playas de fina arena blanca, estirados en una cómoda silla o hamaca, con el azul turquesa de un mar calmo, en agradable compañía de alguna personita...
Read More

La “O” y la “W”, rutas de trekking en Torres del Paine

Dos son las rutas en uno de los lugares más famosos del mundo, en lo que a trekking respecta, el objetivo de este articulo no es otro, que ayudarte a visualizar, cuales son las alternativas disponibles para visitar esta maravilla natural, ubicada en la patagonia...
Read More

¿Por qué los animales en las Galápagos son especiales?

Son miles los visitantes que, año a año, llegán a este archipielago ubicado en el océano pacífico, a 972 kilometros de la costa de Ecuador. Estos turistas, en su mayoria, no visitan esta recondito lugar, por la hermosura de muchas de sus playas o por su enorme...
Read More

Cliffs of Moher, maravilla natural de Irlanda

Los acantilados de Moher (Cliffs of Moher, su nombre en inglés), son de esos lugares que te dejan sin aliento, donde el verde y la paz de las praderas irlandesas contrastan con lo agreste y la fuerza del mar chocando contra la roca. Irlanda es famosa por sus...
Read More