Millones son los turistas y viajeros que llegan a la región de la Toscana, en Italia, a conocer este patrimonio de la humanidad declarado por la UNESCO, que comenzara su construcción en 1173 y durando mas de 200 años; la estructura posee 8 niveles y mide aproximadamente 56 metros de altura desde su base. Muchos son los que llegan a visitarla con la idea de que esta obra arquitectónica fue construida con esta inclinación, pero la verdad es que este ángulo es debido a una falla en el calculo de la estabilidad del terreno donde se cimentó, que era propenso  a deformaciones y comenzó a ceder en algunos lugares, dando origen a la inclinación.

Debido a la inestabilidad, la obra fue cerrada al público en 1990 y luego de su restauración fue reabierta durante el 2008, luego de la eliminación de 70 toneladas de material.